Main content

Alert message

senseabilities masthead

Una publicación sobre discapacidades visuales, y sordera y ceguera, para familias y profesionales.

Por: Ann Adkins, especialista de educación, programa de comunicación de TSBVI 
y Debra Sewell y Jeri Cleveland, departamento de plan de estudios de TSBVI

Resumeneste artículo informa sobre el desarrollo de las destrezas táctiles en alumnos con discapacidades visuales, incluidos aquellos con visión reducida. Explica la importancia de la Jerarquía de Destrezas Táctiles e incluye sugerencias para actividades y recursos.

 Palabras clavehabilidades táctiles, aprendizaje táctil, Jerarquía de Destrezas Táctiles, desarrollo táctil, lectura braille, táctil

 A pesar de que en general pensamos que solo los niños ciegos requieren de instrucción en el uso y desarrollo de sus destrezas táctiles, la investigación sugiere que los alumnos con visión reducida pueden estar perdiendo información crucial sobre el mundo. Esto puede afectar el desarrollo de conceptos, la adquisición de lenguaje, las habilidades de orientación y movilidad, el desarrollo de habilidades para la vida independiente, así como muchas otras destrezas que impactan en la habilidad del alumno para adquirir la información que necesita sobre su ambiente y el mundo que lo rodea. Una discapacidad visual afecta todo el proceso de recopilación de información. Muy a menudo esperamos que los niños ciegos o con discapacidades visuales basen su conocimiento del mundo en descripciones verbales y en experiencias táctiles o prácticas muy limitadas. Esto no se puede comparar con el flujo de información incidental casi constante que los niños con visión completa reciben antes de empezar la escuela. Es imperativo que los maestros de alumnos con discapacidades visuales entiendan el aprendizaje táctil para ofrecer experiencias y la instrucción que necesitan todos sus alumnos con discapacidades visuales.

 El aprendizaje táctil, por su propia definición, no es lo mismo que el aprendizaje visual. El aprendizaje táctil involucra la adquisición de información sobre las cualidades táctiles de los objetos, como su textura, peso o temperatura, y la composición de los objetos, sus formas, los materiales de los cuales están hechos, etc. Esto requiere una proximidad inmediata al objeto. La información táctil no puede obtenerse a distancia; si un alumno no puede tocar el objeto, sus percepciones de dicho objeto pueden ser incorrectas, incompletas o depender de la información que le dé otra persona. En el caso de alumnos con visión reducida, ser capaces de explorar de forma táctil un objeto puede ofrecerles información adicional necesaria para confirmar una impresión obtenida visualmente.

 El aprendizaje táctil también requiere que la información se obtenga en el tiempo explorando de forma sistemática un aspecto del objeto por vez. Esto puede requerir múltiples exploraciones. La incapacidad de percibir de forma simultánea todas las partes de un objeto significa que la imagen entera del objeto debe construirse a partir del entendimiento de cada uno de sus componentes. Claramente no es una tarea tan simple como obtener información de un solo vistazo. Puede requerirse una función cognitiva más alta para la integración de la información secuencial, y sin entender el “todo”, o el gestalt, el aprendizaje futuro puede resultar afectado. Las investigaciones muestran que mientras el desarrollo de las habilidades táctiles sigue el mismo progreso general en el niño ciego que en el niño con visión, el niño ciego debe desarrollar sus habilidades táctiles a un nivel más alto que sus compañeros con visión, y los niños ciegos necesitan más estimulación y motivación en un periodo de tiempo más largo (El niño ciego y el kindergarten regular o The Blind Child in the Regular Kindergarten, 1977).

 El aprendizaje táctil simplemente lleva más tiempo. Asimismo, existen preocupaciones adicionales para los alumnos táctiles, lo que incluye un aprendizaje incidental limitado, menos oportunidades para compartir con otros la información que se aprende de forma táctil (reducido aprendizaje con compañeros e interacciones) y dificultad para entender las relaciones entre los objetos. El aprendizaje táctil también requiere tocar más de lo que la sociedad acepta, lo que afecta las habilidades sociales del menor, sus capacidades recreativas y su autoestima.

En el mejor de los mundos, el desarrollo de las habilidades táctiles ocurre de forma simultánea con el desarrollo del concepto y la adquisición del lenguaje. Antes de que los niños puedan alcanzar y tocar cosas, los adultos cercanos deben intencionalmente crear oportunidades para la exploración táctil y la interacción. Esto debe empezar en la primera infancia por medio del movimiento, la estimulación y el acceso a personas y objetos interesantes y motivantes. Si los niños no se involucran activamente en experiencias y en la exploración a una edad temprana, su manera de obtener información puede ser pasiva y podrían no desarrollar completamente su sentido del tacto y su habilidad de aprender de forma táctil. Históricamente, para el momento en que los alumnos con discapacidades visuales ingresan a la escuela, no habrán recibido suficiente instrucción en el desarrollo y uso de otras habilidades táctiles, o no habrán tenido suficientes oportunidades de tocar y explorar su mundo. Por lo tanto, pueden estar atrasados en el desarrollo de conceptos, lo cual tiene un impacto a largo plazo en su habilidad para beneficiarse de la instrucción tradicional. Además, si no han tenido suficientes

 oportunidades para aprender a través del tacto, no elegirán hacer las cosas de manera táctil y los maestros asumirán que son alumnos auditivos. Los niños con discapacidades visuales deben aprender a recoger en forma activa la información sobre el mundo, y es la función del maestro de los alumnos con discapacidades visuales (TVI, por sus siglas en inglés) guiar a los equipos educativos para asegurar que se provea la instrucción apropiada para el desarrollo de las habilidades táctiles.

En las habilidades táctiles hay tres componentes importantes. Para ser un alumno táctil efectivo, el niño debe tener las siguientes habilidades:

  1. Habilidades motoras (habilidades mecánicas y desarrollo de las manos)
  2. Habilidades cognitivas (un entendimiento de la Jerarquía de Destrezas Táctiles)
  3. Desarrollo de habilidades sensoriales táctiles (niveles de aprendizaje táctil)

 Todas esas habilidades son igualmente importantes y deben estar más integradas conforme el alumno mejora en sus habilidades táctiles. En 2009, Jeri Cleveland y Debra Sewell se refirieron a la importancia de las habilidades sensoriales en su artículo “Aprendizaje táctil temprano” (Early Tactile Learning) (Texas SenseAbilities, Verano 2009, http://www.tsbvi.edu/resources/3096-early-tactile-learning). La siguiente información sobre los dos primeros componentes, habilidades motoras y habilidades cognitivas, también se deriva de su trabajo. 

Habilidades motoras - habilidades mecánicas y desarrollo de las manos

  • Agarrar y soltar
  • Movimiento giratorio
  • Aislamiento de dedos
  • Uso bilateral de las manos
  • Fortaleza de manos y dedos
  • Discriminación táctil
  • Tacto ligero
  • Posición apropiada de los dedos para el braille
  • Habilidades de seguimiento táctil
  • (Sewell & Strickling, 2004)

Actividades para promover las habilidades motoras:

  • Usar plastilina Thera (Thera-putty)
  • Abrir puertas utilizando las perillas
  • Títeres de dedos
  • Pelotas para control de estrés
  • Cucharear y mezclar
  • Habilidades para vestirse - abotonarse, abrochar, y subir y bajar la cremallera
  • Formar bolitas de masa para galletas o plastilina
  • Ensartar cuentas
  • Pintar con los dedos
  • Juegos en la Tableta Táctil y de Habla (TTT, por sus siglas en inglés)

Aplicaciones funcionales de habilidades táctiles:

  • Localización - ubicar de forma aleatoria objetos o buscarlos de forma intencional
  • Explorar - obtener información sobre las propiedades táctiles de un objeto (moviendo las manos o moviendo el objeto)
  • Manipular - movimiento intencional de un objeto
  • Reconocimiento - asociar un objeto con el recuerdo del objeto
  • Comparar - descubrir similitudes, diferencias y preferencias; formar pares y clasificar
  • Comunicar - usar objetos para solicitar, rechazar, comentar y cuestionar; para hacer elecciones, calendarios
  • Organizaciones - encontrar objetos en su lugar usual, regresarlos a su lugar usual,
    clasificarlos o categorizarlos por lugar, función, atributo; obtener materiales para una tarea 
    (Smith and Levack, 1997)

Habilidades cognitivas - Jerarquía de Destrezas Táctiles: de concreto a abstracto

Es importante notar que cada nivel de la Jerarquía de Destrezas Táctiles es igualmente importante y que los alumnos deben moverse por esa jerarquía en orden, dominando las habilidades en cada nivel antes de pasar al siguiente. Si los alumnos no reciben una variedad de experiencias significativas en cada nivel, el braille o el lenguaje escrito tendrán poco significado para ellos. A menudo descubrimos que los alumnos que tienen problemas con las habilidades táctiles, especialmente la discriminación táctil de las letras braille, han pasado muy rápidamente por los niveles de la jerarquía, sin pasar suficiente tiempo en los niveles introductorios para dominarlos. La jerarquía va de objetos concretos y reales a conceptos y habilidades táctiles más abstractos, y a letras y símbolos braille. 

La Jerarquía de Destrezas Táctiles (adaptado de Kershman, 1976):

  • Objetos reales
  • Representaciones de objetos
  • Representaciones gráficas
    • Objetos de dos dimensiones
    • Formas sólidas con repujado
    • Bordes de objetos
    • Líneas resaltadas (sólidos y rotos)
    • Símbolos/letras

Actividades para objetos reales:

  • Tocar, explorar y usar objetos familiares en el medioambiente
  • Explorar objetos en bolsas de objetos
  • Crear libros objeto
  • Explorar cajas de historias

Recursos para objetos reales:

  • Objetos familiares y no familiares en el medioambiente
  • Artículo sobre libros objeto
  • Preparando el escenario para el entendimiento táctil (APH)
  • Plan de estudios de Pre-K y materiales educativos

Actividades para representación de objetos:

  • Comparaciones directas
  • Objetos reales con juguetes
  • Alimentos reales con alimentos de juguete
  • Animales reales con animales de peluche
  • Usar partes de objetos para representar todo el objeto
  • Símbolos táctiles

Recursos para representaciones de objetos

  • Objetos reales y cosas para representarlos (por ejemplo, galletas de plastilina, muñecas y platos de juego)
  • Preparar el escenario para el entendimiento táctil (APH)
  • Símbolos táctiles

 Debido a que lleva más tiempo acumular información táctil para elaborar conceptos, los educadores y los padres deben continuar con la instrucción en estas áreas a lo largo de toda la educación del alumno. El desarrollo de las habilidades táctiles es demasiado importante para esperar a que los alumnos inicien la escuela formal, y es fundamental para los alumnos que son funcionalmente ciegos y para aquellos con visión reducida. Los padres, cuidadores, maestros y todos los miembros del equipo docente de un alumno con una discapacidad visual deben trabajar en conjunto para promover el desarrollo de las habilidades táctiles, y el amor por la información que puede aprenderse de forma táctil.

Referencias 

Kershman, S. (1976). A hierarchy of tasks in the development of tactual discrimination: Part one. Education of the Visual Handicapped, 5(3), 73-82. (Una jerarquía de tareas para el desarrollo de la discriminación táctil: Primera parte. Educación del discapacitado visual) 

Sewell, D., & Strickling, C. (2004). “Motor activities to encourage pre-braille skills.” (Actividades motoras para motivar las habilidades prebraille) http://www.tsbvi.edu/early-childhood/1927-motor-activities-to-encourage-pre-braille-skills

Smith, M. & Levack, N. (1997). Teaching students with visual and multiple impairments: A resource guide. (Enseñando a alumnos con discapacidades visuales: una guía de recursos) Austin, TX: Escuela de Texas para Ciegos y Discapacitados Visuales. 

Stratton, Joseph. (1977). The Blind Child in the Regular Kindergarten. (El niño ciego en el kindergarten regular). Springfield, IL: Charles C. Thomas Publisher, Ltd.