Main content

Alert message

Spring 2019

Invierno 2009 Tabula de Contenido
English version of this article (Versión Inglesa)

Por William “Bill” Daugherty, Superintendente,

Escuela para Ciegos e Impedidos Visuales de Texas

Resumen: El Superintendente Daugherty analiza el proceso de toma de decisiones a medida que las familias consideran “la pregunta sobre la institución de enseñanza superior / universidad”.

Palabras claves: ceguera, impedimento visual, Escuela para Ciegos e Impedidos Visuales de Texas, TSBVI, Superintendente Bill Daugherty, educación post-secundaria, institución de enseñanza superior / universidad.

 

La pregunta sobre si la institución de enseñanza superior / universidad es conveniente o no para el futuro de una persona joven en particular acarrea a veces discusiones acaloradas entre padres y educadores de nuestro campo. Esto ocurre con más frecuencia en torno a estudiantes que, por cualquier razón, no progresan normalmente grado tras grado en su plan académico general. Los padres consideran el ingreso de sus hijos a la institución de enseñanza superior como un rito de pasaje a la madurez, al igual que consideran esto como una trayectoria educativa o de carrera. Los educadores a veces consideran este ingreso a la institución de enseñanza superior como un trayecto recto del prerrequisito de preparación académica combinado con un plan sólido de lo que un estudiante quiere hacer para vivir.  A veces es difícil para estos dos grupos ponerse de acuerdo; afortunadamente, ambos  abogan por los niños y los dos desean lo mejor para ellos.

¿Alguna vez en la vida usted ha escuchado que un educador diga: “la universidad es poco realista para Johnny”? ¿Alguna vez en la vida ha escuchado que un padre de familia diga: “La escuela no reconoce los talentos de Johnny que podrían fortalecerse para que la educación superior sea una opción realista”? En alguna parte, a través del proceso, a medida que los padres y las escuelas trabajan conjuntamente en el futuro de un niño, a veces empezamos a desconectarnos en lo que parece la madurez y esto realmente puede centrarse, a medida que se toman decisiones sobre la cantidad de tiempo académico consagrado a la capacitación de las aptitudes necesarias para la vida cotidiana y el tiempo consagrado a la parte académica.

Es verdad que el conocimiento y las aptitudes académicas sin la capacitación de las aptitudes necesarias para la vida cotidiana son algo incompleto, e igualmente es cierto que las aptitudes necesarias para la vida cotidiana: cómo vestirse, cocinar y limpiar, para sólo citar algunos ejemplos básicos, no necesariamente pagan la renta. Debemos buscar un punto intermedio para cada niño en donde estas dos partes cruciales de su vida encuentren el mejor equilibrio que pueda lograrse.

Padres de familia, debemos considerar a nuestros hijos como los verdaderos individuos que realmente son y hacer lo mejor que esté en nuestro alcance para no proyectar nuestros planes y aspiraciones en ellos, de tal manera, que ignoren quienes son como personas. Yo también hago esta proyección todo el tiempo con mis propios  hijos y de vez en cuando, incluso tengo éxito al lograr algo bueno para ellos, pero la mayoría de las veces no. Educadores, tenemos que prepararnos muy bien en las diferentes formas que toman las universidades y las instituciones de  educación post-secundaria. Hay rutas alternas y versiones de experiencias en la educación superior que pueden suplir las carencias típicas de criterios, para el ingreso de los estudiantes a la universidad. Tenemos que empezar temprano a ayudar a padres y a hijos a explorar estas opciones y muchos de nosotros no estamos familiarizados con lo que son estas  opciones.

Principalmente debemos escucharnos los unos a los otros y debemos escuchar a los niños y a los  estudiantes para que compartamos una defensa común. Tenemos que conocer lo que está allí afuera en términos de opciones y debemos trabajar unidos para vencer los muchos obstáculos y dificultades que  sabemos que existen. El sistema de educación de Texas—TSBVI, ESCs, ISDs— y el sistema de servicios para adultos —DARS /  DBS— trabajan conjuntamente, ahora más que nunca, en el asunto de la transición a la vida adulta. Aquellos de nosotros que nos encontramos en la mitad, sabemos  simplemente lo difícil que es para un estudiante no típico encontrar una experiencia post-secundaria apropiada y lograr tener éxito en ello. Es esencial que nos asociemos con  instituciones de educación superior /universidades de la comunidad para desarrollar y consolidar nuevas oportunidades para este grupo de estudiantes. Padres de familia, su voz y defensa de este frente son la herramienta más poderosa e influyente con la que contamos.