TSBVI logo | Home | Site Search | Outreach | Ver/Oír Indicio |

nvierno 2004Tabula de Contenido
English version of this article (Versión Inglesa)

La TCB Finaliza sus 72 Años de Historia

Terry Murphy, Director Ejecutivo, Comisión para los Ciegos de Texas

Resumen: Un análisis de los cambios de la TCB como resultado de la consolidación de la agencia; una revisión de un artículo inspirador sobre los servicios para niños ciegos en el Tibet.

Palabras Claves: Ciego, Servicios de Asistencia y Rehabilitación, DARS, consolidación, accesibilidad, confianza en sí mismo.

Como pueden sospechar, los últimos meses del año 2003 en la Comisión para los Ciegos de Texas (TCB) han sido diferentes a todos los demás en estos 72 años. Nuestro personal ha seguido entregando servicios de la más alta calidad a los ciudadanos de Texas que son ciegos, participando simultáneamente en la abolición de la TCB como agencia estatal. Al momento de publicarse esta edición de Invierno de Ver/Oír, la fusión de los servicios de rehabilitación, los servicios para los ciegos, los servicios para los sordos y para las personas con problemas de audición y los servicios de intervención en la niñez temprana del Departamento de Servicios de Asistencia y Rehabilitación de Texas (“Texas Department of Assistive and Rehabilitative Service“) estará bastante avanzada. (Pueden apostar a que la nueva agencia estatal pronto será conocida por su acrónimo simplificado, DARS).

Se proyecta haber creado un DARS operativo para el 30 de enero del 2004. El plan de transición de HHSC plantea que tratará de mantener las identidades de áreas de servicio claves (como los servicios para los ciegos o los sordos) para minimizar la confusión entre clientes que reciben y que esperan recibir estos servicios. Aún se debe clarificar qué significa esto en la ruta de establecer oficinas o unidades.

Para los lectores que se contactaron con nuestra agencia para dar a conocer su preocupación sobre la accesibilidad a la información publicada por HHSC, una vez avanzadas las actividades de consolidación, tengo ciertos datos motivadores. En conversaciones recientes con diversas autoridades de HHSC, tuve la oportunidad de compartir preocupaciones sobre los efectos de la consolidación en los empleados ciegos de la Comisión y en otros individuos ciegos interesados en la transición. Este tema recibió una rápida atención y confío en que la nueva empresa liderada por HHSC está trabajando eficientemente para hacer que los trabajos y la información sea más accesible a los ciudadanos de Texas que son ciegos y a otros que dependen de medios alternativos y de tecnología asistiva para leer.

Este es el último artículo que Ver/Oír recibirá de mí en mi cargo como director ejecutivo de la agencia independiente para los ciegos más importante del país. Deseaba resumir de cierto modo los logros más importantes de la Comisión para los Ciegos de Texas durante su larga vida de servicio, pero pronto abandoné esta idea porque requeriría escribir un libro muy extenso. A cambio, preferí traspasar una vez más un poco de inspiración que recibí de otros que también desarrollaron una carrera trabajando en el área de la ceguera. Compartiendo mensajes de esperanza y motivación, he logrado mi mayores satisfacciones.

Uno de los artículos inspiradores que me enviaron hace meses logró quedar en la memoria de mi computadora - en la parte que reservé para recorrer de vez en cuando en momentos en que necesitara motivación. Este breve artículo apareció en The New Yorks Times en septiembre y fue escrito por Jim Yardley sobre una mujer llamada Sabriye Tenbergken, quien es ciega. Yardley escribe sobre la escuela de la Sra. Tenbergken para los niños ciegos del Tibet, en la tierra que había adoptado, donde junto a su socio Paul Kronenberg también dirigía Braille Without Borders (Braille sin Fronteras). Los emocionantes detalles hablan de la tristeza de la Sra. Tenberken por la falta de oportunidades de aprendizaje para los niños cuando visitó por primera vez el Tibet hacía varios años y su determinación de mejorar la situación. Primero intentó conseguir un trabajo con diferentes grupos de ayuda internacionales, pero le dijeron que estaba prohibido que las personas ciegas realizaran “trabajos en terreno” y que no había nadie que la “cuidara” en el Tibet. Esta actitud no la sorprendió, después de encontrar en sus viajes a niños ciegos de cuatro y cinco años de edad que ¡aún no sabían caminar!. Ella provenía de una familia alemana y de una escuela secundaria para ciegos que la había motivado a descubrir sus propios límites. La determinación de la Sra. Tenbergken de ser agente del cambio fue aún más fuerte. El artículo continúa y explica cómo ella es ahora modelo de roles para 29 estudiantes tibetanos, con edades que van de 4 a 21 años. En agosto, el grupo practicó “white-water rafting” ¡Y planean escalar una montaña cercana a los Himalayas el próximo año!. Me recordó de las actividades que planean realizar nuestros propios especialistas y consejeros de transición con jóvenes de Texas para contrarrestar las bajas expectativas de la sociedad.

La principal razón por la que guardé este artículo fue un párrafo del final que leo una y otra vez: El principal objetivo [de la Sra. Tenberken] sigue siendo inspirar confianza en sí mismos y autoestima para que los niños ciegos “nunca más se sientan avergonzados”. Dice que un niño ciego nunca podrá conducir un camión, “pero pueden leer y escribir en la oscuridad, y ¿Quién puede hacer eso?”.

Esta es una hermosa manera de declarar lo especiales que son cuando conversa con los pequeños niños que están aprendiendo a leer y a escribir en Braille. De hecho, es una hermosa manera de verbalizar el valor de saber leer y escribir en la oscuridad, cualquiera sea la edad de la persona.

El énfasis en el valor del Braille y de la enseñanza de Braille ha provocado un enorme cambio en Texas durante los últimos años. La Comisión para los Ciegos de Texas asegura que está disponible la enseñanza de Braille y que se incentiva como una habilidad central. Los profesores de rehabilitación de la TCB deben tener la habilidad de enseñar, leer y escribir todos los aspectos de Braille Grado I y II. En noviembre, los estándares para Impedidos Visuales (VI) preliminares que forman la base para el Braille y para las pruebas de competencia de Profesionales que trabajan con impedidos visuales requieren que los profesores de estudiantes con impedimentos visuales sepan leer y producir braille literario con y sin contracciones y Código Nemeth.

He aprendido mucho durante mis más de 30 años en la TCB simplemente observando a profesionales confiados y exitosos, que son ciegos. Sin ninguna excepción, ellos no conducen camiones, ¡pero con seguridad pueden leer y escribir en la oscuridad!.


| Invierno 2004 Tabula de Contenido | en via a Email de Ver/Oír |

Please complete the comment form or send comments and suggestions to: Webmaster

Last Revision: September 1, 2010