TSBVI logo | Home | Site Search | Outreach | Ver/Oír Indicio |

Primavera 2005 Tabula de Contenido
English version of this article (Versión Inglesa)

Tiempo de Pensar – Preparándose para la Estadía de su Hijo en el Hospital

Por Teresa Dafft, Participante en el Programa de Liderazgo para Familias de Sordociegos, The Woodlands

Resumen: Una madre comparte sus consejos para prepararse para la estadía en el hospital de su hijo.

Palabras Claves: familia, ciegos, liderazgo para sordociegos, consejos para estadías en el hospital.

Nuestro hijo, Travis, tuvo un comenzar a vivir bastante duro. Sección C de Emergencia, resucitación de emergencia, vuelo de emergencia vital a Houston – Emergencia, Emergencia, Emergencia. En esos momentos, no tuvimos tiempo de detenernos, pensar y hacer preguntas. Todo sucedió muy rápido.

 Eso fue hace 14 años, hemos tenido suerte de que Travis no haya estado en el hospital desde que tenía dos años. No porque hubiera gozado de una salud perfecta, sino porque tiene un pediatra que cree que en determinadas situaciones, un niño estará mejor en casa con cuidados de enfermería que recostado en una cama extraña ¡En una habitación donde en realidad hay más gérmenes que en su casa!

Luego llegó el año 2004 y comenzó un nuevo viaje. En enero, Travis debió someterse a un alargamiento bilateral del tendón de la corva. Fue una operación bastante sencilla, practicada como cirugía ambulatoria. Después de eso, tuvo que soportar largos yesos en sus piernas por dos semanas antes de que pudiera retomar su rutina regular. ¡Para nosotros, nuestra rutina regular significaba un verano de diversión en la granja de la abuela y un arranque del crecimiento! 

Travis siempre ha sido controlado por escoliosis, ya que está en una silla de ruedas y sus músculos no funcionan correctamente. Bueno, este arranque del crecimiento hizo que su desviación pasara de 30 grados a 74 grados en 3 meses. Estaba causando un desplazamiento de su pelvis, haciendo que para él fuera más difícil sentarse.

Recuerdo que mientras esperábamos en la oficina del médico para saber qué era necesario hacer para solucionar el problema, pensé que aumentaría el apoyo del aparato ortopédico o tal vez nos indicaría que lo usara por las noches. Cuando nos reunimos con el médico, nos informó lo que realmente estaba sucediendo. A partir de ese momento, todo se hizo confuso .... “cirugía”... “pérdida de habilidad para sentarse” .... “posibilidades de 50/50” ... “ventilador” ... “UCI”... “cirugía de 12 horas”. Palabras que no dejan de dar vueltas en tu cabeza. La única diferencia esta vez era que la cirugía no sería de emergencia y podríamos darnos tiempo para detenernos, pensar y hacer nuestras preguntas.

Travis salió con éxito de las cirugías en su columna y ahora, casi 6 meses después de las operaciones, está muy bien. Sabemos que muchos padres enfrentarán la situación de las cirugías y estadías en el hospital y, como resultado de nuestra experiencia, aprendimos algunos consejos que nos gustaría compartir con otras familias.

Esperamos que esta experiencia y las cosas que aprendimos mientras Travis estuvo en el hospital ayuden a otra familia. Sabemos que con certeza será útil para nuestra familia cuando nos enfrentemos nuevamente a esta situación en el otoño, ya que Travis será sometido a otra cirugía.


| Primavera 2005 Tabula de Contenido | en via a Email de Ver/Oír |

Please complete the comment form or send comments and suggestions to: Webmaster

Last Revision: September 1, 2010